Trastornos Alimenticios

Aunque parezca mentira, los Trastornos Alimenticios, son una enfermedad médica grave con una influencia biológica, la cual estará influida por cambios graves en los patrones de alimentación, de sufrir sobre también en alusión al peso ideal, pero es una tendencia, que la sociedad se ha encargado de que exista un cierto peso ideal.

Los trastornos alimenticios

Sin duda, ese tipo de situaciones o conceptos que se tienen acerca de un peso ideal, es lo que hace que muchos individuos se sientan presionados por encajar dentro de esos estándares de belleza, esas circunstancias, pueden generar distintos problemas en la alimentación, ya sea porque la persona come muy poco, o porque no satisface sus suficientes necesidades energéticas, o por el contrario, puede que coman en exceso, ya que recurren a la comida como un método para calmar la ansiedad.

Ahora bien, dentro de la población española, se podría estimar que el 9% de la población, aproximadamente, sufre de un desorden alimenticio, este problema normalmente, se da más frecuente en los adolescentes y en las mujeres jóvenes.

Debido a ello, afirmamos que si alguno de estos, es tu caso, y consideras que estás obsesionado con tu alimentación de dieta, al punto en el tipo de deterioro a nivel físico es muy probable, por eso es muy importante, que conozcas más sobre este interesante tema.

¿Qué son los trastornos Alimenticios?

Todo tipo de alimentación, es algo fundamental en la vida del ser humano, ya que apoya los elementos que son indispensables para que pueda tener una buena salud, ya sea tanto en cantidad como en calidad. Además de proporcionar una buena salud física, también tiene efectos a nivel psicológico, afectivo y emocional, sin duda, para el ser humano, debe existir un equilibrio entre las exigencias personales, y culturales, es por esa razón, que se considera que la alimentación, también es una práctica social familiar y cultural, la cual le permite poder ocupar un lugar en su medio.

Aunado a ello, todo esto puede explicarnos un poco acerca de la diversidad de los casos de los Trastornos de la conducta alimenticia, la continuidad entre preocupaciones alimenticias y también los desórdenes patológicos, esto es una variedad, de modo de expresión de un sufrimiento a nivel lógico en las conductas diversas, que tienen que ver con las necesidades fundamentales del ser humano, esto comprende lo que es la alimentación, el sueño, entre otros.

Por consiguiente, podríamos catalogar que los Trastornos Alimenticios, no son más que una forma inadecuada de lidiar con ciertos problemas profundos que poseen las personas y esto para ello, resulta bastante doloroso o difícil de asimilar fácilmente, es por esa razón, que se traduce en una serie de conductas bastante perjudiciales, en torno a la comida normalmente, los Trastornos Alimenticios, suelen ser Trastornos bastante complejos, los cuales se encuentran relacionados con distintas dificultades en la construcción de la identidad, autoafirmación y autoestima.

En este sentido, se podría decir que existen muchísimos Trastornos de la Alimentación tales como, la anorexia, la línea de la compulsión para comer, entre otras, sin embargo, normalmente, las edades comprendidas en las que se da el inicio de este Trastorno, es desde los 12 hasta los 25 años de edad aproximadamente.

Por otro lado, la frecuencia puede que aumente en edades de 12 a 17 años de edad, recordemos que, tanto en las mujeres como hombres, y traspasa cualquier tipo de barrera racial, cultural y socioeconómica existente, ahora bien, se podría decir que, en la mayoría son las mujeres quienes padecen anorexia y bulimia, ya que las estadísticas están entre un 90 y 95%.

Sin embargo, debemos tener en cuenta, que los Trastornos Alimenticios, son algo bastante serio, ya que tienen un alto rango de mortalidad dentro de todas las enfermedades mentales, con el 10% al 20% de casos, en los que eventualmente, los pacientes suelen morir debido a ciertas complicaciones.

    autora jessica 150 1

    ¿Quieres hablar conmigo?




    Tipos de Trastornos de la Alimentación

    Dentro de los Trastornos Alimenticios, tenemos que existen muchísimos, es un tema bastante variado y es por eso que, a continuación, conoceremos los tipos de Trastornos y en qué consiste cada uno de ellos.

    Anorexia Nerviosa

    Éste tipo de Anorexia, en específico normalmente, se desarrolla durante la adolescencia o la juventud, aunque se podría decir que la edad de inicio, de este Trastorno es mucho más temprano, por lo que en algunos casos, inician incluso en la infancia.

    Debido a ello, es que esta enfermedad es bastante característica, ya que existe un rechazo a mantener un peso corporal dentro de límites considerados como normales, de manera que la persona come muy poco en comparación con lo que debe comer, estas personas experimentan un miedo enorme a ganar peso, ya que hay una alteración de la imagen corporal, por lo que la persona puede verse a sí misma, como obesa mientras está muy delgada.

    Bulimia Nerviosa

    En la Bulimia Nerviosa, es muy común que la persona sufra de miseria, de odio recurrentes de atracones, en los cuales ingiere una cantidad enorme de comida hasta el punto de sentirse muy lleno, en ese momento esa persona pierde por completo la cabeza, ya que no puede parar de comer y para evitar de forma desesperada, que aumente su peso, y recurre a conductas consideradas como compensatorias, tales como lo son provocarse el vómito o diuréticos, practicar ejercicio físico de forma excesiva, realizar ayunos frecuentemente, normalmente, este tipo de Trastorno en específico, comienza durante la adolescencia, o la juventud regularmente, se da luego de haber experimentado algún tipo de dieta bastante restrictiva, para adelgazar.

    Trastorno de Restricción de la Ingesta Alimentaria

    El Trastorno de Restricción de la Ingesta Alimenticia, es una enfermedad que normalmente, aparece en la etapa de la infancia, y es bastante característica, ya que evita el consumo de cualquier tipo de alimentos, hasta el punto que la persona no cumple las necesidades calóricas, esto como consecuencia, puede generar una pérdida de peso, bastante significativa y las personas padecen deficiencias nutricionales.

    Cabe destacar, que existe una falta de interés por los alimentos, la persona que sufre de esta enfermedad busca rechazarlo rotundamente, ya que sus características o preocupaciones le impiden poder realizar esto.

    Ortorexia

    Este tipo de patología, se trata de una obsesión que tienen las personas para comer de forma saludable, todo esto hasta el punto de que eviten comer ciertos alimentos, e incluso, en ocasiones grupos completo, esto, por consiguiente, puede ocasionar una desnutrición, las personas que sufren esta enfermedad, dedican una gran parte de su tiempo a planificar una dieta, así esta resulte bastante perjudicial y poco equilibrada.

    tienen un alto rango de mortalidad dentro de todas las enfermedades mentales

    Trastorno por Atracón

    Uno de los tipos de Trastornos Alimenticios más conocidos, sin duda, es este Trastorno, en el encontramos una enfermedad que se da durante la infancia y la adolescencia, es bastante característica debido a que ocasiona frecuentes atracones, en los cuales la persona suele perder por completo, el control y come de forma excesiva, aunque no tenga hambre, normalmente, suele comer muy rápido, y en la mayoría de las ocasiones lo hace a escondidas, ya que se avergüenza de toda la cantidad de comida que ingiere.

    Vigorxia

    Éste tipo de Trastorno Alimenticio, también es conocido como dismorfia muscular, o inversa frecuente en hombres, y es que se trata de una manifestación de preocupación por tener una apariencia débil o subdesarrollada, las personas con esta enfermedad viven constantemente con una sensación de insuficiencia, la cual es provocada por la distorsión de la percepción que tienen acerca de ismos, a raíz de esto, es que intentan compensar de una forma compulsiva con la ingesta de ciertos productos, que le permitan aumentar masa muscular, así como también hacen uso de programas de entrenamiento bastante exigentes.

    Adicción a la Comida

    Como su nombre lo indica, no es más que una accesión por la comida, la cual la persona no puede controlar, y le impide por completo disfrutar tanto de las comidas, como actividades, este tipo de personas normalmente, se encuentran pensando en la comida teniendo antojos con determinados alimentos, sin poder evitar dejar de pensar en eso.

    Obesidad

    Tenemos también la obesidad que es un problema de salud el cual puede estar relacionado con endocrino, psicológicos, sociales o incluso nutricionales, que esta patología en específico debe ser abordada desde una perspectiva bastante integral, las personas que sufren o tienen un riesgo alto de sufrir problemas de ansiedad o depresión, dentro de los tratamientos más eficaces se encuentra lo que es la promoción de hábitos saludables, y el Trabajo con las emociones, los cuales se pueden trabajar a nivel psicoterapéutico, existen distintas herramientas para poder conseguir cambios de una forma más rápida, y con menos esfuerzo en la persona.

    Ingesta Excesiva por Ansiedad o Estrés

    Cuando hablamos de una Ingesta Excesiva por Ansiedad o Estrés, hablamos de que existen personas que tienen una Ingesta Excesiva de Alimentos, la cual se da debido a problemas relacionados con el estrés o la ansiedad, normalmente, los síntomas de estas dos patologías se pueden confundir en ocasiones, ya que piensa que tiene una sensación de hambre, regularmente, lo que lo diferencia es que una vez que se ha comido, al poco tiempo vuelve a tener la sensación de tener hambre, y es así donde tienen esa constante sensación que no pueden saciarse, otro de los síntomas es de comer alimentos con muchos niveles de azúcar, ya que para este tipo de personas, esto resulta más apetecible y menos saciante.

    Pica

    El Trastorno de Pica, hace referencia a la ingestión persistente de ciertas sustancias que no son nutritivas para el ser humano, en estos casos, la persona es capaz de ingerir polvo de tiza, tierra, papel, pintura, cuerda, algodón, entre otros, normalmente, este tipo de problemas a nivel alimenticio, se produce durante la infancia, sin embargo, pueden aparecer durante cualquier etapa de la vida en especial, en los embarazos.

    Síntomas de los trastornos alimenticios

    Este tipo de Trastorno se puede manifestar, a través de muchas señales bastante alarmantes en la presencia de un Trastorno de la Alimentación, alguna de esas señales podría ser, las siguientes, a saber:

    • Problemas de salud: En primer lugar, tenemos que cuando hablamos de problemas de salud, hace referencia a que en el caso de las dietas, no solamente afectan el peso corporal del individuo, sino que también hacen daño al metabolismo y el sistema endocrino, cuando una persona es deficiente en la alimentación, puede comenzar a presentar síntomas como dolor de cabeza, problemas para dormir, problemas de concentración, fatiga y cansancio, entre otros, en algunos casos que resultan mucho más extremos, si padeces ya sea anorexia, o Trastorno de restricción de alimentos, pueden también presentar bradicardia, hipotensión, anemia, o incluso déficit a nivel nutricional.

     

    • Cambios en la personalidad: Los Trastornos de la Alimentación, no solamente pueden afectar el comportamiento de una persona, sino que pueden llegar a ser tan graves que afectan la forma en la que nos relacionamos con nosotros mismos, ya que en la base de estos Trastornos, podemos encontrar la percepción distorsionada de la imagen corporal, la cual en la mayoría de los casos, viene acompañada de una serie de sentimientos de culpa, y vergüenza por parte del individuo.

     

    • Variaciones en el estado del ánimo: Normalmente, los componentes que poseen los alimentos tienen un factor fundamental en la producción de hormonas y neurotransmisores, por lo que las personas que tienen una dieta desequilibrada, pueden ocasionarles que se encuentren irritable, o sean más propensos a padecer Trastornos, tales como la depresión.

     

    • Dificultad en la relación interpersonal: Normalmente, al inicio este tipo de personas, suelen evitar a toda costa relacionarse con la comida, y esto por consecuencia, puede ser que se encuentren condenados al aislamiento y la soledad.

    Causas

    Cuando aparece o se desarrolla algún tipo de Trastorno Alimenticio, se da debido a distintos factores, los cuales los mencionaremos a continuación.

    Biológicos

    Normalmente, cuando una persona tiene algún familiar de primer grado, que haya padecido algún tipo de Trastorno de la conducta alimenticia, se podría decir, que estadísticamente tiene cuatro o cinco veces más la probabilidad de desarrollar este tipo de enfermedad, a pesar de esto, en los casos en los que se da que un familiar, sufre esta enfermedad, esto no explica por completo, que este trastorno se haya dado de una forma orgánica, ya que en ocasiones, esto puede ser una señal de que existe un patrón alimenticio familiar inadecuado.

    Por consiguiente, es por esa razón, que no se puede descartar los factores de aprendizaje, los cuales son fundamentales, en este tipo de casos, ahora bien, en todos los casos, tener una predisposición genética, no es definición de una sentencia, así como tampoco hace referencia a que la persona, no pueda superar ese Trastorno.

    Psicológicos

    Existen muchos rasgos en la personalidad, que pueden hacer que aumente la probabilidad de que se desarrolle un desorden en la alimentación, un ejemplo claro de esto, podría ser las personas que tienen ciertos rasgos obsesivos, los cuales son propensos a padecer enfermedades como la anorexia, mientras que los que sufren de un Trastorno de Ansiedad, son más probables que se les conozca como Bulimia.

    Aunado a ello, digamos que la autoestima baja y la tendencia a perder el control, también juegan un papel fundamental a la probabilidad de acudir a la comida, como una forma de compensar los problemas en las distintas áreas de nuestra vida, es por esa razón, que le trae la baja tolerancia la frustración, e incluso la inestabilidad emocional, son factores detonantes en este tipo de Trastonos.

    Cabe destacar, que es de suma importancia, que se recuerde que el acto de comer generalmente, a las personas les produce satisfacción, y es por esa razón, que el cerebro automáticamente libera un neurotransmisor, el cual lleva por nombre dopamina, y que provoca de cierto modo, una sensación placentera, lo cual funcionará de enganche a la conducta y es por esa razón, que cuando uno se siente ansioso o triste mejora al comer, además de eso, algunas personas terminan utilizando los alimentos para poder controlar los estados de ánimo.

    Sociales

    Tenemos que tener en claro que los Trastornos alimenticios son de suma importancia, los mensajes que transmite la sociedad, ya que esta influye enormemente en la auto imagen que tiene la persona estándares de belleza, esto puede generar una baja autoestima, y es muy probable que la persona automáticamente, comienza a sentirse disconforme con el cuerpo, logrando así recurrir a dietas bastante restrictivas y peligrosas, o se obsesiona por completo con la cantidad de calorías, se purgue o mantenga un ritmo de ejercicios bastante elevado, el cual termina dañando su salud física y emocionalmente.

    De igual manera, existen algunos otros casos, en los que el problema principal se puede ver generado debido a malos hábitos alimenticios, los cuales las personas pueden adquirirlos en la etapa de la infancia, o en la convivencia con alguien más que también tenga este tipo de malas costumbres nutricionales, de hecho en algunos casos, las personas más cercanas a ti pueden reaccionar ya sea en términos de recompensas, o burlas y esto sin duda, puede reforzar muchos comportamientos a nivel negativo, por consiguiente, lograr que se desarrolle una relación conflictiva entre la persona, su cuerpo y la comida.

    Tratamiento

    A la hora de establecer un tratamiento para este tipo de Trastorno, es importante tener en cuenta varios factores, en primer lugar, la entrevista se realiza con la finalidad de poder determinar qué problema de fondo ocurre, y cuál es su dimensión, para ello se debe comenzar a analizar de forma detenida, todo el relato que manifieste el paciente, atendiendo absolutamente todos los síntomas que él describa, sus atribuciones, la frecuencia, el problema, la intensidad, que incluso los niveles de dificultad, que le puede generar en su vida cotidiana.

    Debido a ello, es que el paciente principalmente, se estudia a sí mismo, como se va desarrollando esta patología, así como también otros problemas, que se encuentran relacionados con la misma edad, depresión, ataques de pánico, problemas a nivel sexual, entre otros.

    Ahora bien, en la mayoría de los casos, la terapia es una de las mejores opciones y es por eso, que además de esto, ella intenta fundamentarse en buscar todo lo que ha generado este Trastorno, en algunas ocasiones, los Trastornos de la alimentación, no son el problema principal, ya que fueron originados por un problema muchísimo más grave, que no fue reconocido por el paciente, y que simplemente no es consciente para él, como por ejemplo, los sentimientos de culpa, venganza, angustia, alteraciones de la percepción en la imagen corporal, educativos, rígidos, entre otros.

    En este sentido, se podría decir que el objetivo principal del terapeuta, es que en conjunto con el paciente, se vayan reconociendo e identificando todas las circunstancias que se encuentran implicadas en el origen del Trastorno, para de esta manera, poder dotarlas de un nuevo significado, y que esto puede reducir los niveles de malestar que se generan en el paciente, de esta manera, es que la persona exitosa, la recuperación de su conducta alimentaria normal, y podrá llevar una vida más tranquila y saludable.

    Aunado a ello, es que los Trastornos en la alimentación, sin duda, no son un juego para muchas personas, simplemente es un tema bastante pasajero, pero la verdad es que en la actualidad es muy importante, ya que su tasa de mortalidad, es bastante alta y que a veces, incluso personas muy cercanas a nosotros, pueden estar pasando por este tipo de enfermedades.

    Sin embargo, dentro de todo lo que ello representa, estos Trastornos no dejan lugar a dudas, que suele generar en las personas múltiples dudas, que consideramos, el presente artículo podrá resolver de forma garantizada y eficaz como espera nuestros lectores.

    Para finalizar, debemos de considerar, que es por eso, que este artículo tiene las herramientas necesarias para que seas capaz de tener un conocimiento mucho más amplio acerca de esta enfermedad, todo con la finalidad que aprendamos a preocuparnos más por nuestra salud emocional, recordemos que, a la hora de emitir algún tipo de diagnóstico, si existe la sospecha es importante que acudamos con un profesional de la salud mental, ya que solamente va a determinar si padecemos esa enfermedad o no.

    Jessica Davó Garcia

    Psicología infantil y juvenil

    Jessica Davó García - Psicóloga infantil y juvenil La salud es un estado donde se armonizan tres elementos clave: el ...
    Leer Más
    HIPERACTIVIDAD

    Trastorno por déficit de atención con hiperactividad (TDAH)

    ¿Presenta tu hijo dificultad para concentrarse en clase? ¿Has notado como su rendimiento académico ha disminuido notablemente? ¿Acaso percibes a ...
    Leer Más
    Evaluación y diagnóstico del trastorno del espectro autista

    Evaluación y diagnóstico del trastorno del espectro autista

    Los trastornos del neurodesarrollo son afecciones que pueden ser diagnosticadas desde los primeros 2 años de vida. En este caso, ...
    Leer Más
    Psicología Positiva Seligman

    Psicología Positiva

    Todos en algún momento de nuestra vida hemos escuchado hablar acerca de la Psicología Positiva, es una de las corrientes ...
    Leer Más
    Habilidades Sociales

    Habilidades Sociales

    Desde los inicios de la historia se ha conocido el ser humano como ser social, es por eso que a ...
    Leer Más
    Autoestima: Definición.

    Autoestima Baja

    La Autoestima puede variar mucho a lo largo de nuestra vida, es que esta misma va a depender del nivel ...
    Leer Más

    Deja un comentario